Cómo lijar la madera

Todas las piezas y elementos de madera, tanto nuevos como usados, deben ser lijados antes de pintar o barnizar.

Ahora bien, no supone el mismo trabajo lijar una pequeña superfície que hacer lo mismo en una superfície mucho más grande. Y lo mismo pasa con superfícies planas, curvas o con molduras.

- Para lijar superfícies pequeñas con algún desperfecto bastará con utilizar un papel de lija envuelto en algún listón.

- Para superfícies planas se envuelve el papel de lija en un cocho y se pasa por toda la zona con suavidad.

- Para superfícies con curvas o con molduras, lo ideal, es utilizar una almohadilla abrasiva en vez del papel de lija.

Para terminar, para saber si la superfície está correctamente lijada, bastará con pasar la yema de los dedos por encima para apreciar las rugosidades, imperfecciones o el grado de pulido final.

Mas noticias sobre: Carpintería

Recomendar:

 

Pablo
Octubre 2, 2009
Valora esta nota
COMENTARIOS